Apuesta por mí

Emma Jenkins, una veterinaria especializada en la rama de psicología animal, está harta de los hombres. Hace poco que ha sufrido un divorcio traumático con el hombre del que ha creído estar enamorada, un capullo que sólo sabía verle defectos, y cree que a sus treinta y cuatro años y un cuerpo que precisamente no es escultural, le va a ser difícil (por no decir imposible) encontrar al hombre de su vida, ese hombre que haga que sus rodillas tiemblen con tan sólo un beso. Por si fuera poco, su mejor amiga de la infancia, Becca, falleció hace un año en un accidente de coche y le dejó a cargo a su única hija, Leelee, una niña de doce años demasiado madura para su edad y traumatizada por la vida alocada que llevaba su madre.

Thomas Tobin, un apuesto abogado que trabaja para la policía judicial, está harto de las mujeres. Su mujer le abandonó en cuanto se enteró del “pequeño” problema que éste sufre y es que, después de muchos años jugando al rugby, una lesión le dejó estéril. Además de todo esto, tiene un gran cargo de conciencia ya que se siente responsable de la muerte de Slick, uno de sus mejores confidentes, y propietario de uno de los perros más feos que ha visto en toda su vida, Hairy un crestado chino.
El único testigo del asesinato de Slick es el animal, así que Thomas decide ir a la consulta de Emma para ver si ésta puede ayudarle tanto a cuidar a su nueva mascota, como a que éste pueda servir de algo en la investigación.
En cuanto Emma y Thomas se encuentran…. ¡¡¡saltan las chispas!!!!


DESCARGAR

Anuncios