DEUDA CON EL DIABLO


Durante el día, Sidonie Saint-Godard es una tranquila joven viuda que enseña normas de protocolo a las hijas de los “nuevos ricos” de Londres. Pero por la noche… se transforma en alguien completamente diferente…

El Ángel Negro -conocido por ese nombre por el ángel que lleva tatuado- es un célebre ladrón que roba a la gente acaudalada para, posteriormente, repartirlo entre los desfavorecidos y explotados por la clase pudiente. Se esconde tras su disfraz y su identidad es un absoluto misterio…

El Marqués de Devellyn, descendiente de una de las familias con mayor linaje del lugar, es un libertino que usa a las mujeres para su placer. Pero cuando el Ángel Negro le lleva a su cama, le ata y le roba su posesión más preciada, jura venganza y le dice enfurecido que esta vez tendrá que rendir cuentas ante el mismísimo Diablo y él sabe como comportarse como un auténtico demonio.

Sidonie Saint-Godard se rehúsa a seguir el ejemplo de su madre dominada por un poderoso hombre. En lugar de eso, Sidonie se fugó con diecisiete años para casarse con un granuja y vivió una vida llena de aventuras en alta mar durante diez años, hasta que su marido murió. Cuando sus fondos se están acabando, decide volver a Londres y se dedica a enseñar protocolo a las nuevas niñas ricas. Sin embargo, por la noche, Sidonie sigue con su aventurera vida como el “Ángel Negro”, robando a los ricos para dárselo a los pobres. Pero Sidonie va a cometer el mayor error de su vida cuando roba al “Demonio de la calle Duke”.

Desde la muerte de su hermano y el alejamiento de sus padres, Aleric, Marqués de Devellyn, sólo se ha dedicado a jugar, beber y tener infinidad de amantes, y esta vida disoluta está haciendo mella en su físico de Adonis dorado. Pero lo que nadie sabe es que Aleric lleva esa vida porque quiere olvidar, se siente culpable por la muerte de su hermano y de esa forma se castiga tanto a sí mismo como a su padre.

Y es en una de sus múltiples noches de juerga cuando se topa con el Ángel Negro que, creyéndole un granuja, le roba una de sus más preciadas reliquias familiares dejándolo desnudo y atado a una cama para que sus amigos le encuentren en esa posición tan comprometida.

Ese robo, además de dejarlo enfurecido, ha hecho que Aleric encuentre un nuevo aliciente en su aburrida vida. Ahora, quiere desenmascarar a toda costa al Ángel Negro, pero la pregunta es: ¿terminarán quemándose por la pasión la bella “Ángel Negro” y el indomable Demonio?
DESCARGAR

Hablemos de Sexo de Liz Carlyle

Delia Sydney, una psicóloga de 31 años que conduce un programa radiofónico sobre sexo donde resuelve las dudas sobre el tema a cualquier persona que llame a su programa…Pero fuera del mismo, se encuentra sola, recién divorciada (y muy enojada con su ex marido porque se dedica a hacerle la vida difícil), con problemas de dinero y con un coche Volvo que agoniza… ¿Que podría empeorar?Entonces conoce a su vecino de la calle de atrás, un policía que le ayuda con su coche cuando definitivamente muere fuera de la casa de él y se ofrece a repararlo en sus dos semanas de vacaciones…¿Pero que pasa con este hombre que a la primera oportunidad le dice que desea llevársela a la cama y ofrecerle un sexo tan alucinante que ni siquiera es capaz de imaginarlo?Nick Woodruff es un policía de 36 años que esta convencido que nunca había deseado tanto a una mujer como desea a la Dra. Delia (”la voz radiofónica de sus fantasías”) y esta decidido a ofrecerle el mejor sexo de su vida…Pero conforme avanzan las cosas entre ellos, Delia comienza a decepcionarse porque sus sentimientos estan creciendo y Nick ha dejado claro desde el principio que sólo desea sexo sin ataduras…¿Que hará Delia? ¿Continuar su relación sin ataduras y sin complicarse? ¿Reclamarle a Nick cualquier tipo de compromiso?

DESCARGAR