PELIGROSAMENTE JUNTOS

Estaban dispuestos a arriesgar sus vidas, pero les daba miedo el poder del amor.
Elsa Leone siempre había sido una buena chica; para ella lo primero era la familia y jamás había pensado en sí misma. Pero ahora tenía una misión y su intento de acabar con la delincuencia de su ciudad le había granjeado algunos enemigos. Enemigos a muerte. Fue entonces cuando apareció Rafe Devlin, un magnífico guardaespaldas, pero un mal hombre. O, al menos, eso decía él.
Pero en cuanto Elsa descubrió al tierno amante que se escondía bajo el duro aspecto de su protector, supo que se estaba metiendo en un buen lío. Porque si permitir que Rafe se hiciera un hueco en su solitaria vida era un problema, amarlo era sencillamente peligroso.