ATRAPA A TU PAREJA

Jillian Greene siempre es atrapada en el acto -¡es su trabajo! Trabajando en Atrapa a Tu Pareja, a Jillian le pagaban recelosas esposas para sonreír, coquetear y probar que no se puede confiar en el sexo opuesto. ¿Su única regla básica? Nada de sexo. Hasta que un magnífico-electrizante hombre entra en…
Marcus Brody acaba de ser contratado como señuelo para probar la fidelidad femenina. Lo último que Jillian necesita es un socio… especialmente un exasperante, irresistible hombre que la hace fantasear con arrancarle la ropa.
¿Puede una inteligente mujer moderna encontrar la felicidad con el hombre más tentador que alguna vez haya conocido? ¿Existe tal cosa como un hombre totalmente monógamo?


DESCARGAR

GRACIAS DHL

MÁS PROFUNDO

Veinte años atrás, tenía toda una vida por delante. Era Bess Walsh, una estudiante de clase media dispuesta a conquistar el mundo del diseño de moda. Y se enamoró locamente. Pero no de Andy, su novio formal e intelectual al que en más de una ocasión le había insinuado su deseo de casarse. No. Durante aquel cálido verano en que trabajó como camarera y vivió en la playa conoció a Nick, el temperamental y moreno chico malo del lugar. Él no era alguien que pudiera presentarle a su padre, por decirlo suavemente.
En vez de eso, Nick se convirtió en su oscuro secretillo: un ferviente cómplice sexual que sabía cómo avivar aquella devastadora obsesión que no sabía que llevaba dentro.
Bess siempre se ha preguntado qué fue de Nick después de aquel verano, después de su promesa de encontrarse de nuevo. Y ahora, de vuelta en la casa de la playa para tomarse un respiro de sus responsabilidades, del matrimonio, de la vida, descubre cuál fue su terrible destino y por qué nunca volvió a por ella.
De pronto siente su nombre en los labios, sus manos en los muslos, su negro cabello y sus ojos la llaman desde las negras profundidades del purgatorio.
Muerto, vivo, o algo entre ambas cosas… pero no pueden controlar la pasión.

DESNÚDATE PARA MÍ

Como directora de una galería de arte de Boston, Mercy Rothell ha hecho tratos importantes en el pasado, pero ninguno como aquel. Para poder firmar con el increíblemente atractivo, brillante y exitoso artista Shamus Montgomery, para que exhiba sus celebradas esculturas eróticas en una exposición, Mercy debe cumplir una curiosa pero absolutamente no negociable demanda…
Debe posar para él desnuda, día tras día, o no firmará. No está dispuesta a retroceder ante un desafío, y Mercy acepta. Ardiendo bajo la intensa mirada del hombre más sensual que nunca ha conocido, mirando sus manos trabajar, Mercy se siente vulnerable, aunque liberada y totalmente excitada, y desesperada por la satisfacción que solo un maestro como Shamus puede proporcionarle.
De hecho, le suplicaría para que cruzara esa línea. Y cuando lo hace, compasión es lo último que ella desea…

DESCARGAR