CORAZON DE PIEDRA

Danielle siempre había creído que las piedras que talla tienen almas, así que no está realmente sorprendida que la gárgola que mira, ahora, en su estudio, parezca tan viva y real. Aun así, no puede ser verdad, y con cada momento que pasa, Danielle se pregunta si se imagina cosas o enloqueció.
Durante seis cientos años, Grellix nunca había soñado en tener una amante o una pareja, contento con su posición como guardián y gárgola. Pero esto fue antes de Danielle, con su sensualidad e innato entendimiento hacia la tierra y la piedra. Ahora la desea, pero no le puede explicar los sacrificios que tiene que hacer para que estén juntos.

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s