NO HAY SALIDA


Julia Talbot era el tipo de profesora que todos los padres deseaban para sus hijos más pequeños. Entusiasta, inteligente y cariñosa, la hermosa psicóloga infantil parecía ver y comprender el mundo con los ojos de un niño. Era, sin duda, un talento único para la enseñanza. Y, por ello, la joven educadora no tardó en detectar la señal de peligro, cuando su alumno preferido comenzó a manifestar sutiles cambios de comportamiento. Algo raro pasaba. Y había que buscar respuestas. La mejor forma de hacerlo: Connor Stratford, el tío del pequeño. Un hombre protector y distante al mismo tiempo, pero también enormemente atractivo…

DESCARGAR

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s